En un festival como el de Sitges te encuentras muchos tipos de películas y de muy diferentes calidades, y entre las peores de la edición de 2017 sin duda tiene un lugar destacado esta The Super, una película que cuenta como único reclamo la presencia de Val Kilmer, pero estando en sus horas más bajas ni siquiera eso es suficiente.

Un ex policía empieza a trabajar como encargado de mantenimiento en un hotel donde empieza a desaparecer gente. Sin tener muy claro que está pasando empieza a sospechar que hay un asesino suelto, pero hay demasiados sospechosos como para saber quien puede ser el culpable.

La trama de la película roza bastante el cliché y resulta totalmente previsible, pero ademas el resultado en casi todos sus aspectos, deja bastante que desear convirtiéndose con diferencia en una de las peores apuestas de este Sitges 2017.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Categorías