Bill And Ted Face The Music

Aún recuerdo la primera vez que vi Las Alucinantes Aventuras de Bill y Ted, una película absurda y divertida como pocas con la que conecté desde el primer minuto por su amor a la música, aunque fuese desde un tono tan desenfadado. Años despues llego El Viaje Alucinante de Bill y Ted, y no era más que una nueva dosis de las disparatadas historias de esta pareja y el sacrificio de sus vidas por su pasión, la música. Casi 30 años después llega esta Bill And Ted Face the Music, y a pesar de todos los años que han pasado, sigue siendo tran fresca como en su primera entrega.

Tras llevar durante varios años unas vidas tranquilas, Bill y Ted descubren que algo está pasando con el espacio tiempo y tendrán que componer la canción que salve al mundo, pero no solo se tendrán que enfrentar a su creatividad, ya que un robot asesino los perseguirá para matarlos e intentar así salvar al mundo siguiendo otra teoria.

Se que mucha gente no será capaz de entrar en una historia tan absurda llena de comentarios que a veces pueden rozar la vergüenza ajena, pero es que Bill y Ted tienen un encanto especial que solo funciona con este tipo de humor y podríamos decir que son al mundo de la música lo que Jay y Bob al cine y los comics, y como pasa con las películas de Kevin Smith, tienes que entrar en el juego para disfrutarlo.

No vamos a decir que nada en especial destaque en la película, sus actores siguen siendo los dos idiotas de las entregas anteriores y los secundarios, pues eso, secundarios para darle mas empaque, pero sin aportar demasiado, aunque esta vez hay que decir que Brigette Lundy-Paine y Samara Weaving les dan una buena replica, pero aunque intenten darles protagonismo, no quedan mas que en algo anecdótico y ni de lejos tienen que carisma de Keanu Reeves y Alex Winter.

Con todo lo dicho, la película sabe hacer muy bien lo que se espera de ella, y una vez más tenemos divertidos “cameos” de músicos de diferentes épocas junto a apariciones estelares de estrellas de la música como Dave Grohl o Kid Cudi que le dan un encanto especial a la película.

En resumen, una película que sólo gustará a los que convertimos sus dos primeras entregas en películas de culto y que cualquier otra persona no aguantará mas de diez minutos.

Categorías