Sitges 2013: All Cheerleaders Die

Animadoras lesbianas, muertos vivientes, venganzas sangrientas… ¿Qué más se le puede pedir a una película?

Tenía muchas ganas de ver que habían hecho Lucky McKee y Chris Sivertson, y la verdad es que no han decepcionado. Quizás esperaba algo más macabro, pero el resultado es muy divertido y consigue una película gamberra para «todos los públicos»

Una película con argumento de serie B, pero sin la sangre y la violencia desmedida de estas. Más humor que sangre.

Imdb

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.