The Black Phone

Hace unos días, llego a los cines de España la nueva película de Scott Derrickson tras su paso por Marvel, y esta vez de la mano de Blumhouse, la fabrica de pesadillas más interesante de la actualidad, con una película que parece que está gustando tanto como decepcionando.

En una ciudad de Colorado, en los años 70, un enmascarado secuestra a Finney Shaw, un chico tímido e inteligente de 13 años, y le encierra en un sótano insonorizado donde de nada sirven sus gritos. Cuando un teléfono roto y sin conexión empieza a sonar.

No quiero contar demasiado de la trama porque lo mejor es llegar a la película sin que te cuenten demasiado, así que voy a limitarme más a contar mis impresiones que cosas de la trama, y mis impresiones no pueden ser mejores, una película de terror con mucha personalidad y un ritmo ejemplar que ni aburre con sustos constantes.

Hay muchas cosas que funcionan bien, pero por encima de todas hay dos puntos, las actuaciones y la caracterización del villano, con un Ethan Hawke pero parece instalado en el papel del malo en sus últimos proyectos. Pero los niños seguramente son el gran activo de The Black Phone, ya que nos encontramos con unas actuaciones muy convincentes, sobre todo por parte del protagonista, que transmite muy bien sus emociones.

Hay una parte de la película que es la que hace que haya gente que no conecte con ella, ya que es algo muy principal y no del agrado de todo el mundo, pero yo al menos, la he disfrutado mucho y me ha gustado la manera de llevar este tema, donde se nota la pluma de Joe Hill.

Una pequeña sorpresa dentro del cada vez más trillado mundo del cine de terror, y que seguro será un disfrute para los amantes del genero.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.